Cómo escribir blogs de empresa que se lean

Utilizar los blogs como una herramienta de negocios para captar y fidelizar clientes es una idea relativamente nueva que está creciendo de forma exponencial.

Las empresas se están transformando y son cada vez más visibles públicamente, a la vez que toman un tono más personal, más de tú a tú en su comunicación. Éste es un importante paso adelante para las compañías en su conjunto, ya que permite a los clientes conectarse más profundamente con sus marcas favoritas. La conexión emocional siempre triunfa sobre todos las demás motivaciones a la hora de tomar una decisión de compra.

En el libro El error de Descartes, Antonio Damasio, profesor de neurociencia en la University of Southern California, dice que “cuando nos enfrentamos a una decisión, las emociones de experiencias anteriores relacionadas fijan valores a las opciones que estamos considerando. Estas emociones crean preferencias que conducen nuestra decisión.” Éste es el concepto que impulsa la necesidad de los blogs corporativos como un medio de crear esas emociones con clientes potenciales y clientes actuales.

6 estrategias a poner en marcha para sacar jugo a nuestro blog de empresa

Para escribir blogs de empresa que se lean, para maximizar la eficacia de nuestro blog corporativo, consideremos las siguientes seis estrategias como un medio de mejorar su contenido, optimizar su potencial, y forjar ese vínculo emocional con nuestros clientes.escribir-post-que-se-lean

#1. Generemos credibilidad mediante autores cualificados

Un blog de empresa debe tener autoridad y ganarse el respeto de sus lectores. La imagen de la empresa está en juego.

Por eso, los redactores deben tener el conocimiento y deben poder respaldar lo que dicen con hechos y pruebas. El tono y la calidad del contenido dependerá de la persona que escribe. Si es alguien versado en el tema, lo reflejará en las palabras que usa y en la fuerza que transmite su mensaje.

A tener en cuenta:

> Asegurémonos de que nuestros autores conocen y comprenden perfectamente la materia. Alternativamente pueden también haber entrevistado a expertos o realizado una buena investigación previa del tema.

escribir-post-que-se-lean_1

> Cuando queramos introducir una nueva temática en nuestro blog, consideremos la posibilidad de invitar a un experto para que sea él o ella quien escriba.

> Utilizar transcripciones de entrevistas y citas de expertos es también una buena manera de aumentar la credibilidad de nuestros posts.

#2. Incluyamos una visión general en la presentación

Como todos los que pertenecemos al ámbito empresarial sabemos, el tiempo es oro. Aclarar en la introducción del post la temática que vamos a desarrollar es algo que nuestros lectores nos van a agradecer.

La transparencia es algo que se valora positivamente. Nos dará también la oportunidad de ir más allá de las expectativas que ellos puedan haberse generado con tan solo leer la introducción, abordando el tema con mayor profundidad en el post.

Algunas orientaciones prácticas:

> Seamos breves en la introducción (200 palabras como máximo).

> Limitemos los términos gratuitos o innecesarios: cada palabra debe ser útil.

> Mostremos una vista rápida del tema que se va a tratar y utilicemos palabras clave específicas para optimizar el SEO.

#3. Creemos titulares con garra

Es más fácil decirlo que hacerlo, pero los titulares deben sorprender. Redactar titulares brillantes es un arte, pero hay algunas estrategias básicas que nos pueden ayudar a empezar bien. El titular es lo primero que lee la persona y es por ello que captar su atención en ese momento resulta del todo esencial.escribir-post-que-se-lean_2

Si el titular es atractivo, la persona va a clicar en el post para continuar leyendo. Por el contrario, si el titular no responde a una pregunta o no trata sobre alguna cuestión de interés para el lector, éste lo abandonará rápidamente.

Para construir titulares irresistibles:

> Utilizar un título que explique el “cómo” de un tema. Algo así como “Cómo escribir titulares cautivadores para tu blog de empresa”.

> Abordar el “por qué” de una situación. Por ejemplo: “¿Por qué los blogs de empresa triunfan o fracasan?”

> Formular una pregunta de tal manera que obligue a los lectores a dudar de su opinión sobre algo: “¿Deberían todos las empresas tener blog?”

> Colocar una frase previa y añadir los dos puntos. “El crecimiento de su negocio: ¿por qué su empresa necesita un blog?”

#4. Hablando claro, se entiende la gente

Con frecuencia, al inicio de un blog de empresa podemos creer que la terminología grandilocuente o compleja nos va a dar un tono de mayor autoridad y credibilidad, pero no es así.

El vocabulario habitual bien empleado es mucho más efectivo y comprensible. Un enfoque sencillo e informativo es mucho más directo y claro. Nuestros lectores estarán agradecidos si les allanamos el camino.

Puntos a no olvidar:

> Si necesitamos buscar la definición de una palabra, señal de que no nos conviene emplearla.

No simplifiquemos ni compliquemos la redacción si no es necesario.

> Recordemos que el contenido debe informar y ser de fácil comprensión.

#5. No busquemos el SEO desesperadamente.

Sabemos que la posición de nuestro blog de empresa en los motores de búsqueda, como Google y Yahoo, es muy importante. Sin embargo, ahora el SEO ya no tiene su principal fundamento en el uso de palabras clave, ahora esto ha cambiado. El algoritmo que determina la manera cómo los motores de búsqueda clasifican el contenido se basa cada vez más en su calidad. seo

El valor y la relevancia son el punto principal. Las palabras clave y la estructura son necesarias, pero el éxito está determinado por la forma como el contenido responde realmente a la necesidad de la persona que lo busca. Si nos basamos en esta lógica, podremos redactar posts de calidad que serán bien posicionados sin necesidad de “ahogarnos” en palabras clave.

Algunos consejos clave:

> Escribamos desde la perspectiva de nuestro lector. Respondamos a sus preguntas y ampliemos las palabras clave con sinónimos para mejorar su relevancia.

> Asegurémonos de que el contenido se presenta de forma visual y es de fácil lectura, construyendo párrafos cortos, empleando listas y otros recursos similares.

Aprovechemos a los expertos, quienes nos aportarán un montón de palabras clave porque conocen bien el tema.

#6. Publiquemos SÓLO contenido de calidad.

El objetivo de un blog de empresa no es otro que el de contactar con clientes potenciales que terminen por ser clientes reales.

Por eso, el contenido de un blog de empresa siempre debe proporcionar valor al lector. Cuando les ofrecemos algo gratuito, como es la información contenida en un blog, demostramos a nuestros clientes que nos importan, que estamos dispuestos a dedicarles nuestro tiempo y que pensamos en ellos. Les estamos diciendo que no nos interesan tan solo por su dinero. Este punto es fundamental a la hora de crear ese vínculo emocional del que antes hablábamos.

Cuando los lectores visitan un blog de empresa es porque están buscando una respuesta a algún tipo de pregunta o consejo sobre algo. Nuestra obligación es destacar entre todos los demás blogs que tratan el mismo tema.

La mejor manera de hacerlo es con calidad, muy por encima de la que ofrecen los demás para que nuestros clientes potenciales vuelvan a nosotros cuando tengan alguna duda sobre nuestra especialidad.

Pongámonos en la piel de nuestros clientes:

> Comprendamos a nuestros lectores y sepamos qué necesidades tienen. Investiguemos, preguntemos para saber lo que quieren de nuestro blog.

> Apliquemos esta información a nuestro contenido, abordemos temas de actualidad y respondamos a las preguntas más frecuentes.

> Respondamos a sus dudas, preguntas y comentarios para proporcionarles más valor.

Las 5 preguntas que debemos hacernos para avanzar

Con estas seis estrategias en mente, el siguiente paso es averiguar cómo vamos a ponerlas en práctica en nuestro actual blog de empresa o en el que vamos a crear.

Consideremos estas cinco preguntas cuando comencemos a rediseñar nuestro blog. Gracias a ellas, encontraremos mejores maneras de poner en práctica las estrategias desgranadas en este post. escribir-posts-para-que-se-lean

1. ¿Qué papel tiene nuestro blog en la estrategia de marketing de la compañía?

2. ¿Qué estamos pidiendo a nuestros clientes potenciales con nuestros CTAs (Calls to Action)?

3. ¿Cómo podemos motivar a nuestros lectores a actuar, a dar el siguiente paso mediante nuestros contenidos?

4. ¿Dónde se puede compartir (en lo que respecta a las redes sociales) nuestro contenido para promoverlo mejor?

5. ¿Cómo podemos implicar a nuestro equipo con estas nuevas estrategias?

Consideraciones finales

Un blog de negocios es una herramienta valiosísima para las empresas y para la generación de leads. Podemos empezar a ponernos en marcha ahora. Lo cierto es que cuanto antes empecemos, mejor.